Definición del símbolo

28 Mar

EL LENGUAJE POÉTICO: LOS SÍMBOLOS

5.1.        Definición del símbolo

      Como nos explica Manuel Antonio Arango, el símbolo es un vehículo universal, porque trasciende a la historia, y particular, porque corresponde a una época bien determinada[1].

     Carl Gustav Jung considera el símbolo como un «arquetipo», y se refiere a aquellos símbolos universales con respecto a la evolución psíquica, que lleva de lo inferior a lo superior[2]. El símbolo es «una expresión lingüística que refleja un pensamiento determinado por estructuras reales y por simples leyes lógicas y revela aspectos de la realidad que desafía todos los otros medios de conocimiento»[3].

     El concepto de símbolo puede confundirse con el de metáfora, come he explicado en el primer capítulo: la metáfora es una transferencia de sentido, donde una palabra se utiliza en un sentido que no le corresponde, y puede ser considerada como una comparación abreviada, con el fundamento de la dualidad[4]. Entre los estudios de la simbología, destaca el nombre  de Sigmund Freud, que ha contribuido, con su análisis de los sueños, a la interpretación de los símbolos, y cree que la simbología puede pasar a la clase de las metáforas[5]. La metáfora, según Freud, debe ser consciente de las diferencias y de las similitudes: Freud distingue el símbolo onírico, que es una síntesis total, del símbolo metafórico que es una síntesis con interrupciones[6]. Por lo tanto, por su naturaleza misma, la correlación simbólica es una comparación especial fuera del término común, y, como nos explica Jung, la imagen poética es la transfiguración de una representación concreta por un sentido jamás abstracto[7]. El significante es la parte visible del símbolo y está lleno de material concreto, y esto hace entender que todo símbolo auténtico posee dimensiones concretas[8].

     Además, el simbolismo debe estar incluido en la historia, y no excluido de ésta: aunque sea independiente de la historia, el simbolismo trata de unirlo en un plano paralelo entre la esfera psíquica, colectiva e individual[9]. Por lo tanto, el principio del simbolismo es la unión de todos los órdenes de la realidad, con la integración de toda la naturaleza existente[10].

     Por lo que concierne a la naturaleza del símbolo, podemos observar las diversas interpretaciones, según sus cualidades. Según Diel, el símbolo es una «condenación expresiva y precisa», que corresponde al mundo interior (cualitativo e intensivo) por oposición al mundo exterior (cuantitativo y extensivo)[11]. Erich Frömm identifica tres tipologías de símbolos: el símbolo convencional, que se encuentra en la aceptación de una unidad constante, el símbolo accidental, que deriva de condiciones transitorias, y el símbolo universal, que se concreta por la relación entre el símbolo y lo que representa[12].

     Además, según Ferdinand de Saussure, el símbolo no es un signo, es decir una clase de espejo que refleja nuestra capacidad de conocimiento, sino «una imagen que permite a la mente y al espíritu romper los límites ordinarios para percibir la realidad de manera absoluta»[13]. Por el contrario, el signo lingüístico es «una imagen sensorial o material, y se compone de la combinación del concepto y de la imagen acústica»[14].

     El símbolo es un hecho espiritual y cultural, es invisible y manifiesta una idea transcendental. Además, posee un poder innato dentro de su significación, o sea un poder interno que lo diferencia del signo que no tiene este poder. Y es propio esta diferencia la verdadera singularidad del símbolo[15].

     El símbolo religioso es, sin duda alguna, el más característico de los símbolos. Un acto simbólico religioso tiene un carácter de misterio y compromete una visión de unidad en el universo. Hay dos categorías de símbolos religiosos: los de primer nivel, que llegan a un simbolismo objetivo; y los de segundo nivel, que tienen un simbolismo transcendente[16].  Además de la concepción religiosa, hay una concepción antropológica del simbolismo, que evidencia el simbolismo cultural. Según la interpretación de Eduardo Cirlot, el símbolo corresponde a la realidad que representa y se caracteriza por esa transformación total, sea individual, general o universal[17].

     Como se observa de las diferentes consideraciones sobre citadas, el estudio del simbolismo concierne diferentes sectores, como la psicología, la antropología, la filosofía, la historia, la lingüística, la etnología, el folklore, y la historia de las religiones. De hecho, cada ciencia sintetiza el pensamiento simbólico en un momento dado[18].

     Como nos explica Arango, todo símbolo tiene una historia que está ligada a una filosofía y una cultura particulares, y toda cultura es una caída en la historia. Además, el símbolo es un equilibrio psicosocial que funda un equilibrio antropológico, que crea el humanismo del alma[19]. Este equilibrio socio-histórico está constituido por elementos arquetípicos del inconsciente colectivo.


[1] Manuel Antonio Arango L., Símbolo y simbología en la obra de Federico García Lorca, op. cit., p. 25.

[2] Ivi, p. 26.

[3] Ibidem.

[4] Ibidem.

[5] Ivi, p. 27.

[6][6] Ibidem.

[7] Ibidem.

[8] Ibidem.

[9] Ivi, p. 29.

[10] Ibidem. Comparten este punto de vista Jung, Elíade y Guenon.

[11] Ibidem.

[12] Ibidem.

[13] Ivi, p. 30.

[14] Ibidem.

[15] Ibidem.

[16] Ivi, p. 31.

[17] Ivi, p. 32.

[18] Ivi, p. 33.

[19] Ibidem.

(E’ severamente vietata la riproduzione e la diffusione di stralci o dell’intero articolo, poiché fanno parte di una tesi di laurea e il copia & incolla implica il reato di plagio.) 

 Michela Borrelli

Lascia un commento

Inserisci i tuoi dati qui sotto o clicca su un'icona per effettuare l'accesso:

Logo WordPress.com

Stai commentando usando il tuo account WordPress.com. Chiudi sessione / Modifica )

Foto Twitter

Stai commentando usando il tuo account Twitter. Chiudi sessione / Modifica )

Foto di Facebook

Stai commentando usando il tuo account Facebook. Chiudi sessione / Modifica )

Google+ photo

Stai commentando usando il tuo account Google+. Chiudi sessione / Modifica )

Connessione a %s...

%d blogger cliccano Mi Piace per questo: